Tuesday, February 21, 2017

Porongo empieza programa para celebrar 303 años



La apacible y florida población cruceña de Porongo, que desde 1933 tiene rango de sección municipal de la provincia Andrés Ibáñez, celebra mañana 303 años de su fundación, hecho ocurrido el 22 de febrero de 1714. Porongo nació con el nombre de la misión de San Juan Bautista de Porongo y su fundador fue el padre de los mercedarios, Santiago del Rivero. En la época republicana se le cambió el nombre por el de Ayacucho, hecho que los pobladores rechazaron hasta que se repuso el nombre original.


En la Alcaldía se informó que el programa se inicia esta noche con la tradicional serenata que estará a cargo de varios conjuntos musicales típicos, así como por la orquesta municipal y el conocido ‘Puga’ y su hoja. Previamente, a las 18:00, habrá una misa en el templo misional.
Se destacó que se exhibirá, en la plaza un documental sobre los 303 años de existencia de la población que se ubica a 18 kilómetros al occidente de la ciudad capital y a la que se llega por la carretera del Urubó y por la ruta a La Guardia, en el kilómetro 15 para cruzar el río Piraí.
El miércoles, a las 8:00, se realizará una misa y enseguida habrá una concentración cívica y un desfile cívico escolar en la plaza central.


Porongo tiene una población que conserva sus tradiciones y costumbres y su festividad patronal, el 24 de junio, es una ocasión que aprovechan para demostrarlo. Sus habitantes se dedican en su mayoría a la agricultura, a la fruticultura y a la ganadería



Saturday, February 18, 2017

Policías continúan patrullando Achacachi

Efectivos de la Policía, continúan realizando patrullajes en el municipio de Achacachi, con el fin de evitar nuevos enfrentamientos como los suscitados entre el martes por la noche y el miércoles, que derivaron saqueos, la quema de casas y vehículos del Alcalde y los dirigentes de la Federación de Juntas vecinales, protagonizados por un sector de los denominados “Ponchos Rojos”, afines al Gobierno.

El informe fue proporcionado por el viceministro de Régimen Interior, José Luis Quiroga, señalando que ayer viernes, la Policía continuaba realizando un patrullaje “sostenible” en Achacachi, para garantizar la paz social después de los violentos acontecimientos que sucedieron.

“La pacificación que regresó el jueves al municipio de Achacachi, será garantizado con el patrullaje preventivo del contingente policial, que permanecerá en esa ciudad, después de jornadas de violencia y desazón”, señaló.

Manifestó que 425 efectivos se quedarán en ese municipio hasta la restitución total de las actividades, que fueron afectadas por el conflicto que estalló a raíz de la negativa de brindar un informe anual de gestión el alcalde masista Edgar Ramos, de quien los vecinos de ese municipio, con bloqueos en la carretera, pidieron su renuncia.

Sin embargo, Ramos se respaldó en los Ponchos rojos de esa región, quienes apoyan su gestión y desde el martes en la noche, en un número de 3.000, se enfrentaron con los vecinos, y el miércoles irrumpieron por las calles y saquearon y quemaron negocios y viviendas.

Producto de la mutua agresión entre los dos bandos, se quemaron las casas del alcalde y un vehículo, y por el otro lado, los ponchos rojos quemaron la vivienda del dirigente de la Fejuve, además de que son acusados de verter veneno en el estanque que suministra agua a la población.

Quiroga también garantizó al Ministerio Público, el avance de la investigación para dar con los responsables de la violencia, que causó daños al patrimonio público y a la propiedad privada, sin embargo, hasta el momento no se conoció de ninguna detención de los responsables del saqueo, que ya fueron identificados según aseguró la Fiscalía.

La autoridad agregó que espera que la mediación del Defensor del Pueblo, David Tezanos Pinto, tenga resultados positivos, para acercar a los sectores que se enfrentaron, vecinos y campesinos ‘ponchos rojos’.

Thursday, February 16, 2017

Las Carreras inaugura seguro de salud



El municipio de Las Carreras inició su programa del seguro de salud municipal. Más de Bs 50.000 serán invertidos en la atención de los pobladores que no cuentan con un seguro.

Ayer, en el acto de homenaje de aniversario, el alcalde de Las Carreras, Limberth Aparicio, lanzó el programa y dijo que los pobladores deberán afiliarse en los diferentes puestos de salud para que luego puedan ser atendidos por los médicos.

Para el seguro se habilitaron seis puestos de salud y el hospital de primer nivel Virgen del Carmen.

Al seguro podrán acceder los pobladores de Las Carreras desde los cinco años hasta los 60, y también la gente que radique más de dos años en el municipio.

En el acto, el gobernador de Chuquisaca, Esteban Urquizu, entregó 34 ítems con recursos del Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH) para el sector de salud en los municipios de Nor y Sud Cinti.

Saqueo, furia y destrucción en Achacachi


Una violencia fratricida se desató en la mítica población de Achacachi por segundo día consecutivo. Este municipio rural, ubicado a 93 kilómetros al noroeste de La Paz, fue escenario de enfrentamientos entre los vecinos del pueblo y de las comunidades que lo circundan. Durante las dos jornadas de furia una docena de heridos fueron atendidos en el hospital local, cuatro casas fueron destruidas y dos vehículos fueron quemados.


Una demanda de rendición de cuentas desde el jueves de la semana pasada derivó en estas dos jornadas de violencia, en la que los policías y militares acantonados en Achacachi se hicieron a un lado, mientras los campesinos y vecinos se atacaban mutuamente.


El martes, se produjeron nueve heridos que fueron atendidos en el hospital local, uno de ellos tiene una fractura en la pierna izquierda; los campesinos asentados en los 13 cantones que circundan el pueblo dijeron que fueron “abusados” porque solo acudieron los dirigentes a la reunión que debía sostener el alcalde Édgar Ramos con los vecinos.


Ayer se concentraron por miles. Llegaron desde las distintas comunidades hasta las proximidades del pueblo, convencieron al defensor del pueblo, David Tezanos, de que sería una marcha pacífica, incluso el adjunto a la Defensoría, Juan Carlos Ballivián, acompañó la marcha junto con el alcalde Ramos.


Pero en medida que se acercaban al pueblo, el tono de las arengas subía y al estruendo de dos explosiones de cartuchos de dinamita irrumpieron en el pueblo, mientras los vecinos huían despavoridos a sus casas. “Salgan, pues, ahora carajo”, gritaban los marchistas e ingresaron a una plaza desierta y empezaron a arrojar piedras a las vistosas casas.


Un grupo que pasaba por la avenida Macario Escobari golpeó una puerta y esta cedió fácilmente, ese fue el inicio del saqueo de tiendas y comercios. Una funeraria, dos almacenes y, al menos, una decena de tiendas de venta de celulares fueron totalmente saqueados por los campesinos que sacaban lo que podían y, en medio de risas, hacían desaparecer los bienes en los aguayos de las mujeres o en las mochilas de los varones.
Una lluvia de vidrios caía a las calles con cada pedrada de los comunitarios. El vidrio menudo alejaba por momentos a los atacantes, pero volvían con más furia y a golpe de patadas volteaban una y otra puerta.


El ataque se prolongó a lo largo de 50 minutos de forma impune, porque la Policía, que había desplegado efectivos en el estratégico puente Qecajahuira, abandonó el lugar sin mayores explicaciones; mientras, la Defensoría pedía que los curiosos también se aparten y no provoquen esa “marcha pacífica”.


Después de una hora de saqueo y destrucción, la Policía incursionó con medio centenar de efectivos ante la protesta de los vecinos quienes reprocharon que abandonaran sus puestos y los dejaran a merced de los campesinos, que sobrepasaban los 5.000 manifestantes.
El alcalde Ramos, a través de una comunicación telefónica, denunciaba afanes de querer asesinarlo y dijo que no podía presentarse en el pueblo, pero luego encabezó la marcha del saqueo ante la impotencia de los vecinos que miraban de lejos.


Al reingresar al pueblo, se podía ver la magnitud del desastre, y las mujeres que tienen negocios eran las que clamaban justicia porque perdieron todo en estos desmanes

Ponchos rojos queman, saquean casas y negocios en Achacachi

Tiendas saqueadas, casas apedreadas y la quema de domicilios relacionados con funcionarios del municipio de Achacachi fue el saldo que dejó a su paso el grupo de los denominados ponchos rojos, que además de piedras, se presentaron en esa localidad armados con fusiles, según la denuncia de los vecinos del municipio, situado en el altiplano, provincia Omasuyos. Se criticó la actitud pasiva de la Policía, que solamente intervino después de cometidos los desmanes.

El defensor del Pueblo, David Tezanos, informó ayer que los hechos de violencia arrojaron el saldo de cinco heridos, como resultado de un enfrentamiento entre ponchos rojos y vecinos del municipio de Achacachi, que pedían la renuncia del alcalde, Édgar Ramos, del Movimiento al Socialismo (MAS), porque no realiza una buena gestión y se negó a dar una rendición de cuentas en una reunión ampliada del vecindario.

El martes por la noche, los ponchos rojos, que respaldan al alcalde Édgar Ramos, trataron de ingresar al centro de la ciudad, pero fueron frenados por los vecinos, en represalia a las agresiones, quemaron la vivienda y un vehículo de la autoridad edil; hechos que afortunadamente no dejaron heridos, pero sí daños materiales de consideración en viviendas.

En la jornada de ayer, ante la persistencia de los medios de comunicación, la Fiscalía Departamental informó de la conformación de una comisión, integrada por tres fiscales: Javier Flores, Adolfo López Trujillo y Javier Flores Huanca, que investigará los hechos de violencia, aunque sin precisar cuándo se haría presente en el lugar.

En efecto, el viceministro de Régimen Interior, José Quiroga, denunció cerca de las 16.00 horas de ayer, que hasta ese momento no se tenía noticias de los fiscales, por lo que el trabajo de la Policía se redujo al patrullaje y prevención para evitar nuevos enfrentamientos.

CRONOLOGÍA

Paralelo al anuncio de la Fiscalía, en la zona del conflicto, según informó Tezanos, no se lograba crear un ambiente de diálogo. En tanto, Ramos y el presidente de la Federación local de Juntas Vecinales (Fejuve), Esnor Condori, se declararon en la clandestinidad.

Cerca de las 12.05 horas de este miércoles, mediante un mensaje de voz, vía WhatsApp, Tezanos pidió “prudencia y calma a los pobladores de Achacachi, para que no salgan de sus viviendas”, a tiempo de decir que los ponchos rojos habían anunciado una marcha pacífica. Esta se produjo, pero se tornó violenta.

El Defensor informó que “hay detección de uso de armas de fuego; se está produciendo daños a la propiedad privada y pública. Necesitamos que permanezcan en calma, es necesario que precautelen la vida de sus familias; trabajamos con la Policía. Pido prudencia”, dijo dirigiéndose al vecindario de Achacachi. En contacto con la prensa, el Defensor expresó que era preocupante el panorama que se vivía en esos momentos en esa población.

VIOLENCIA DE PONCHOS ROJOS

Minutos después, a las 12.20 horas, Radio Fedecomin reportó que los ponchos rojos llegaban de Warisata e ingresaban a Achacachi por la avenida 20 de Octubre, rompiendo vidrios y disparando armas.

A las 12.30 se informó que alrededor de 3.000 ponchos rojos saquean tiendas y casas de la plaza central de Achacachi.

Cuando la violencia parecía ir en aumento, a las 12.40, Radio Fides informó que los campesinos comenzaron a replegarse y dejar el centro de Achacachi, dando lugar a que los vecinos se reúnan.

Los despachos en vivo de las radios locales trasmitían el dolor de los dueños de comercios saqueados y quemados, quienes informaban de decenas de casas a las que se les habían roto los vidrios y forzaron las puertas, causando pánico en las familias, mayormente a niños y mujeres.

PASIVIDAD DE LA POLICÍA

Los vecinos del municipio, en tono indignado, denunciaron la pasividad de los cerca de 150 efectivos policiales, que estaban en el lugar, inclusive en el momento que se producía el paso de los ponchos rojos, se replegaron, abandonando a su suerte a la población, por lo que se registró la quema del domicilio de presidente de la Fejuve de Achacachi, Esnor Condori.

Sin embargo, según la explicación del viceministro Quiroga y del defensor Tezanos, este repliegue evitó que se produzcan enfrentamientos, en el que pudo lamentarse heridos o muertos.

En ese sentido, cerca de las 12.55 horas, radio Fides informó que los policías volvían a ingresar a la plaza central, en tanto que, por medios de televisión, los vecinos continuaban reclamando la presencia policial en algunas calles, donde se producían todavía saqueos.

REVANCHA

La violencia no lograba ser controlada, pues a las 15.10 horas, otro reporte de Fides señalaba que vecinos de Achacachi quemaban otra propiedad del alcalde Ramos, después de ver por videos, que él encabezó el ingreso de los campesinos violentados.

Luego se manejó la versión de que un grupo recorría la población, buscando los domicilios de miembros del municipio, que derivó en más destrozos. Pues, el grado de violencia continuaba de parte de los ponchos rojos.

A las 15.30, vecinos de Achacachi aseguraban que los campesinos contaminaron el agua potable y pedían a la población que no la consuma.

Wednesday, February 15, 2017

Ponchos Rojos saquean tiendas en Achacachi y Defensor denuncia que están armados



Unos 3.000 ponchos rojos tomaron al mediodía de este miércoles la plaza de Achacachi y a su paso saquearon y apedrearon inmuebles. El Defensor del Pueblo, David Tezanos Pinto, advirtió desde el lugar que algunos campesinos están armados y pidió a la población permanecer en sus domicilios ante la tensión desatada.

“Son cerca de 3.000 ponchos rojos los que han ingresado a la plaza principal de Achacachi y han saqueado algunas tiendas”, informó la Policía.

"Evidentemente hace una hora (aproximadamente al mediodía) ingresaron a la población de Achacachi y comenzaron agredir y asaltar, es de lamentar esta situación, es el capricho de las partes en conflicto, en este momento continúan los saqueos aquí en la plaza", indicó a la ABI el presidente de Derechos Humanos de Achacachi, Jhony Casas.

Los violentos hechos se suscitaron en respuesta a un enfrentamiento entre vecinos y ponchos rojos, que la noche de este martes derivó en la quema del vehículo y algunos enseres del alcalde de la localidad, Édgar Ramos, al que se le cuestiona la gestión.

El presidente en ejercicio Álvaro García pidió la mañana de este miércoles dar con los autores de los destrozos del martes y advirtió con el resurgimiento de “viejas rencillas clasistas”.

Alcalde se refugia en una comunidad y la tensión persiste en Achacachi

Tezanos Pinto se trasladó el mismo martes hasta la localidad para mediar en el conflicto sin ningún éxito. Fue él quien justamente alertó de la complicada situación.

“Hay detección de uso de armas de fuego, se está produciendo daños a la propiedad privada y pública. Necesitamos que permanezcan en calma, es necesario que precautelen la vida de sus familias”, sostuvo.

Pese a la advertencia, vecinos de la localidad salen a las calles para resguardar sus inmuebles. Ponchos Rojos y habitantes del poblado están en apronte.

Un contingente de 150 policías se encuentra en lugar, no obstante no intervinieron hasta el momento para no avivar el conflicto. Además se trasladó al lugar una comisión de fiscales.

También denunciaron la quema de parte de la vivienda de un dirigente vecinal.



En municipio de Achacachi Postergación de la rendición de cuentas provoca enfrentamientos

El traslado de la rendición de cuentas del Alcalde de Achacachi a dependencias militares provocó la molestia de los vecinos de este municipio, y posterior enfrentamiento con los ponchos rojos, cuyo grupo brindó apoyo al burgomaestre.

La información corresponde al defensor del Pueblo, David Tezanos, quien en contacto con EL DIARIO, informó que en el lugar ya estaban 30 policías resguardando la seguridad de los vecinos y que estaba en camino un contingente de 100 uniformados más, para evitar que haya más enfrentamientos.

Después de los enfrentamientos suscitados entre vecinos y ponchos rojos, en el municipio de Achacachi, por la tarde de ayer, los ánimos se calmaron en la noche, pero todavía había amenaza de otra arremetida de los partidarios del alcalde Édgar Ramos.

Tezanos señaló que se hacían todos los esfuerzos para que ambas partes depongan sus actitudes, y se pueda alcanzar una solución; mientras tanto había información de que la autoridad se encontraba en el recinto militar del lugar.

HERIDOS

De acuerdo con Tezanos se había registrado cinco heridos, y uno de ellos fue internado en el hospital del lugar; sin embargo, las agencias de noticias reportaban siete heridos, producto del enfrentamiento entre vecinos y los ponchos rojos.

Informó que habría retenidos en ambos lados, y que se tramitaba su liberación, para que la pacificación se consolide.

QUEMA

Entretanto, la agencia de noticias ANF informaba que los vecinos del municipio de Achacachi quemaron la casa y vehículo del alcalde de esta urbe, Édgar Ramos (MAS), quien no rindió cuentas de la gestión 2016 ni presentó el informe sobre el presupuesto de obras y proyectos previsto para la presente gestión.

La denuncia lo hizo Esnor Condori, presidente de la Federación de Juntas Vecinales (Fejuve) del sector, que reclamaba la rendición de cuentas en el municipio a los vecinos, pero el burgomaestre no accedió a la petición del sector.

Aproximadamente a la 16.30 se ha desarrollado un enfrentamiento a la altura del río Keka entre los vecinos y las autoridades sindicales, registrándose heridos y gente enardecida.

Informó que la negativa de la autoridad y la provocación de los ponchos rojos provocó molestia en la población, que luego se dirigieron a la casa del alcalde, en cuyo lugar sacaron las pertenecías del mismo y los quemaron, luego llevaron la movilidad al punto de bloqueo y procedieron a quemarlo.

Con la jornada de ayer se cumplió dos días de bloqueo, que se desarrolla en el municipio y que es impulsado por los vecinos de Achacachi, que en un cabildo celebrado el pasado 26 de enero determinaron cumplir el paro de 48 horas para este 13 y 14 de febrero.

NOTA

"La Fejuve tuvo que reunirse de emergencia y ha enviado la nota de invitación, ofreciendo garantías para el alcalde, pero no se ha presentado. El conflicto se ha iniciado por una suerte de provocación de algunos ponchos rojos a una zona que comenzaba a replegarse del cabildo", relató el presidente de la Fejuve de Achacachi.